Blog sobre Prevención de Riesgos Laborales y Hábitos de Vida Saludables.
Consejos saludables

Alergia Primaveral

Por: Miquel Vila Sabaté, Jefe del Departamento de Medicina del Trabajo de MC PREVENCIÓN.

Algo de cierto habrá en el saber popular, cuando dice que “la primavera, la sangre altera”, y sólo hay que preguntárselo a los que año tras año, llegadas estas fechas empiezan a padecer las molestias conocidas popularmente como Alergia Primaveral, consistente en el conjunto de signos y síntomas que padecen las personas que se han sensibilizado, fundamentalmente, a uno o diversos tipos de pólenes.

 

El Alérgeno

Es cualquier sustancia extraña al organismo capaz de producir una respuesta inmunológica. Un agente alergénico (pólenes, ácaros, etc.) puede tener varios alérgenos. Son muchos los alérgenos que podemos encontrar en la naturaleza (de ácaros, alimentarios, de árboles, aditivos, conservantes y colorantes, contactantes cutáneos, dérmicos y de plumas, de insectos, laborales, medicamentosos, de mohos y hongos, de parásitos, de pólenes de gramíneas, hierbas y malezas, flores y árboles).

 

El Polen

Es un polvillo formado por granos microscópicos provenientes de los elementos reproductivos masculinos de árboles y plantas, la misión de los cuales es fecundar la parte femenina de las flores para formar el fruto y posteriormente las nuevas semillas. Son sustancias proteicas. Los alérgenos de pólenes de gramíneas, son los alérgenos más importantes en casi toda Europa, pero no son los únicos. En cada una de las regiones de España existen diversas plantas cuyos pólenes tienen la capacidad de producir reacciones alérgicas.

 

La Alergia

Cuando el polen es transportado por el aire en cantidades suficientes y contacta o es inhalado por personas que son sensibles, se produce la reacción alérgica con su cortejo sintomático.

La alergia al polen representa entre el 20-40% de las causas de alergia inhalante. La alergia primaveral la padecen un 15% de los habitantes de países desarrollados.

Se produce en una determinada época del año según el tipo de polen, la región geográfica y las circunstancias climáticas. El clima suave de la región mediterránea en la cual vivimos favorece una floración más larga que suele ir de marzo a agosto (mayoría de los pólenes), pero que también puede producirse en otras estaciones (otoño y/o invierno) por pólenes sobretodo de malas hierbas.

 

Los Síntomas 

A nivel nasal se manifiesta en forma de estornudos, picor, mucosidad líquida y obstrucción nasal, pudiendo disminuir el olfato y el sabor. En los ojos, puede aparecer enrojecimiento, picor, lagrimeo e hinchazón de los párpados. A nivel bronquial, aparece como tos, ahogo, pitidos, asma de intensidad variable. Y en la piel, picor e inflamación en forma de eccemas o urticarias. Por suerte no tienen porque aparecer todos los síntomas, siendo la Rinoconjuntivitis la forma más frecuente.

 

El Diagnóstico

La objetivación de los síntomas a través de la historia clínica, y una exploración alérgica (test cutáneo para alérgenos específicos, análisis sanguíneos de la concentración de la Inmunoglobulina E para alérgenos específicos, test respiratorios, etc.) permitirá demostrar la sensibilización a uno o varios alérgenos (pólenes en este caso), y su causalidad en los síntomas.

 

El Tratamiento

El tratamiento será  individual atendiendo a la diversidad, la combinación y la intensidad de los síntomas:

  • Preventivo y Sintomático:

Con la intención de evitar o disminuir la intensidad de los síntomas. A través de fármacos antihistamínicos, antiinflamatorios, broncodilatadores, descongestionantes nasales, corticoides, etc., administrados por diversas vías: oral, tópica, inhalatoria. Actualmente se cuenta con un arsenal terapéutico cada vez más eficaz y con menos efectos secundarios.

  • Inmunoterapia:

Se refiere a la Inmunoterapia hiposensibilizante, o terapia de desensibilización, con intención de modificar el grado de sensibilidad a un alérgeno, disminuyéndola o anulándola, con la consiguiente reducción de síntomas y de otros tratamientos. La vía suele ser parenteral (inyectada). Los avances terapéuticos tienden cada vez más a transformar a esta herramienta terapéutica  (que implica administración de “vacunas” específicas por dos o tres años) en una alternativa de excepción.

Los Consejos preventivos

  • Conocer las plantas de los pólenes de las cuales es alérgico y su época de polinización.
  • Evitar el contacto con los lugares donde dichas plantas sean frecuentes: jardines, parques, campo, montaña, etc.
  • Los peores días son los de viento, secos y soleados, por la mayor concentración de polen.
  • La concentración polínica es menor en el interior de los edificios y cerca del mar.
  • El tabaco estará siempre desaconsejado por favorecer y empeorar los síntomas.
  • En épocas de polinización es aconsejable que:
  1. Mantenga las ventanas cerradas. Cierre también los cristales del coche mientras conduce.
  2. No tienda sábanas, ni ropa fuera de la casa; el polen y el hongo se adhieren a estos.
  3. Si consume fruta o vegetales frescos, lávelos antes de ingerirlos, por si tuviesen granos de polen en la superficie.
  4. Cambie el filtro del aire acondicionado frecuentemente. 
  5. Lleve gafas de sol para reducir el contacto del polen con los ojos.
  6. Durante la polinización, será más sensible a otros estímulos como: resfriados, productos químicos irritantes y a esfuerzos físicos.

Article written by:

Queremos fomentar unos hábitos de vida saludable en el entorno laboral y en el entorno individual, ayudar a conseguir una salud integral

Deja tu comentario

  1. Felicia Lopez

    De verdad que estaba buscando esto, la verdad que es bueno conseguir sitios web como este, ahora mismo trataré de comenzar un trabajo muy relacionado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestra Newsletter

Suscríbete a nuestra Newsletter

Recibe en tu correo toda la información para estar al día sobre la prevención de riesgos laborales y hábitos saludables ¡Porque prevenir no es un trabajo, es una Actitud!